Artículos

"Puro Supertramp" (Julio 2011)

Publicado en Artículos

Artículo de Jordi Bianciotto, publicado en el diario catalán "El Periódico" coincidiendo con la primera actuación de la banda de Roger Hodgson en España.

Cuarta visita de Roger Hodgson a Cataluña en tres años, pero esta vez hay novedad: el británico no viene solo sino, por fin, arropado por una banda, cuatro músicos con los que recreará con mayor fidelidad los clásicos de Supertramp. ¿O no son de Supertramp?

“Esas canciones salieron de mi corazón y de mis experiencias. Las grabé con Supertramp, sí, pero el grupo no tuvo nada que ver con su creación”, subraya. Y añade una amable amonestación. “Mi reto es reeducar a los periodistas y a gran parte del público que aún piensa en ellas como canciones de Supertramp”.

De acuerdo, señor Hodgson. Ahí están sus obras: ‘The logical song’, ‘Dreamer’, ‘Breakfast in America’, ‘Give a little bit’, ‘It's raining again’... Canciones con tres y cuatro décadas de antigüedad que aún enternecen al público.

“Quizá salieron de algún lugar muy puro de mi interior”, aventura. Las revivirá esta noche en el ETC, Festival d'Estiu de Tarragona (auditori Camp de Mart), y el 1 de agosto en el Cap Roig.

¿Y el presente? Hodgson no publica novedades desde ‘Open the door’ (2000), y no se siente culpable. En 1983, cuando dejó Supertramp, hizo una apuesta existencial sin marcha atrás. “Me instalé en un lugar tranquilo en las montañas del norte de California, donde construí una casa para mi familia”.

“Decidí apartarme de la industria, aprender a ser padre y crecer espiritualmente”, explica. Pocos discos y, en cambio, abundante actividad en directo en su madurez. “Gracias a eso, ahora me siento en forma y tengo mucho más que dar al público”. Ahí está ‘Classics live’, grabación descargable en su web que publicará pronto en un doble compacto.

Mientras, Supertramp sigue sin él. “Rick Davies y su esposa y mánager, Sue, poseen la marca y contratan a los músicos, incluidos a los viejos miembros, John Helliwell y Bob Siebenberg. No quieren renunciar a ese control”, señala Hodgson.

Asegura que intentó participar en la gira de 40º aniversario del grupo, el año pasado. “Y quedó claro que Rick no quiere ninguna reunión. Pero los fans pueden reencontrarse con el espíritu de esas canciones en mis conciertos”.