Entrevistas en exclusiva

Wayne Trevisani en "The Logical Web" (Enero 2020)

Publicado en Entrevistas The Logical Web

Juan Lago y Abel Fuentes entrevistaron en exclusiva para THE LOGICAL WEB a Wayne Trevisani, el ingeniero de sonido norteamericano que en los años 2010 y 2011 trabajó en "70-10: All the hits and more", la última gira de Supertramp hasta la fecha.


TLW: ¿Cuándo y dónde naciste?

WAYNE: Nací en Filadelfia, el 4 de Noviembre de 1958.

TLW: ¿Cómo fueron tus comienzos en el mundo de la música?

WAYNE: Siempre me he sentido muy interesado por la música. Cuando era un niño estudié guitarra clásica y de ‘jazz’. También aprendí piano clásico, y hoy en día disfruto más que nunca con él. Además, solía tocar con otros músicos en un estudio de la zona de Queens Village en Filadelfia.

TLW: ¿Cómo empezaste a ejercer de ingeniero de sonido?

WAYNE: Estuve tocando con unas cuantas bandas de Filadelfia antes de descubrir la consola de mezclas. Cuando me puse detrás de aquella pequeña mesa Yamaha me sentí como en casa… ¡Me lo pasé bomba y además me pagaron!

TLW: ¿Cómo viviste el cambio de las grabaciones analógicas a las digitales?

WAYNE: Buena pregunta… Allá por 2004 o 2005 tuve la impresión de que el futuro era digital. Siendo un verdadero adicto a las grabaciones analógicas aquello era un gran cambio para mí, pero comprendí el valor y las infinitas posibilidades que proporcionaba la tecnología digital y vi una gran oportunidad en las plataformas de grabación. Hoy en día ser un ingeniero de sonido en directo es muy similar a grabar un disco, porque las bandas esperan sonar cada noche como si fuera un disco en directo, y lo cierto es que con los sistemas actuales eso se ha convertido en una posibilidad.

TLW: ¿Sueles grabar los conciertos en los que trabajas?

WAYNE: Sí, grabo casi todos mis conciertos en multipistas, sea quien sea el artista para el que trabajo. Hace algunos años tuve que preparar para una película de Universal una canción de un músico que yo había mezclado y la grabación en multipistas de ese concierto no se encontraba en buenas condiciones, así que acabé usando la mezcla en directo de dos pistas, enriqueciéndola con una o dos pistas más que tenía a mano. A Universal le encantó el resultado.

TLW: ¿Cuál es tu plataforma de grabación favorita?

WAYNE: Siempre he sido un gran partidario de Avid, aunque tengo mucho respeto por todas las demás porque han seguido desarrollando y mejorando este tipo de tecnología. Se ha recorrido un largo camino en términos de sonido, pero recientemente estuve en los estudios de Universal trabajando sobre una canción en directo para uno de los artistas con los que trabajo y la grabación se hizo con una consola que empecé a utilizar en 2005 y sigue sonando de maravilla. Los tres últimos discos que he mezclado, uno de los cuales ha ganado el premio Grammy como mejor grabación ‘rhythm and blues’ del año, fueron registrados con una consola Quad 8 de los años 70, haciendo las mezclas con un Studer antes de volcarlas a ProTools. Aun así, el sonido digital es lo que predomina, y lo habitual es usar la ecualización armónica porque el sonido que se obtiene es fantástico.

TLW: ¿Cuáles son, en tu opinión, los pros y los contras del sistema digital?

WAYNE: Los pros son la precisión y la continuidad, y en el trabajo del día a día la capacidad de cambiar un sonido determinado o un efecto, ya sea en medio de una canción, en el cuarto compás de una canción o en cualquier parte de una canción. Eso son cosas que yo no podía hacer cuando mezclaba sonidos en directo de forma analógica, y a los artistas les suele gustar que su música suene igual que en el álbum. El principal contra es que si el sistema se cae estás perdido. A nivel sonoro es muy diferente al analógico, aunque cada vez es mejor.

TLW: ¿Y los pros y los contras del sistema analógico?

WAYNE: Los pros son que se trata de algo puramente sonoro y muy específico de cada consola. Mi favorita era la Midas XL4, pero hace algunos años la Cadac también me dejó impresionado. En cuanto a los contras, son sistemas difíciles de montar y no es sencillo hacerlos funcionar bien todos los días porque requieren muchos componentes externos como puertos, compresores, etc. Además, no se pueden programar cambios de sonido durante una canción o entre una canción y otra.

TLW: Según nuestras notas, empezaste a trabajar con Supertramp en su gira “70-10: All the hits and more”… ¿Es correcto?

WAYNE: Sí, así es.

TLW: ¿Estuviste tanto en la gira europea de 2010 como en la canadiense de 2011?

WAYNE: Sí, también me ocupé de la gira por Canadá en el año 2011.

TLW: ¿Cómo te uniste a la banda?

WAYNE: Tom Hudak, su responsable de producción, había trabajado conmigo en unos cuantos proyectos, así que cuando Sue y Rick Davies decidieron cambiar de ingeniero de sonido él les recomendó que contasen conmigo. Creo que también habían visto mi currículum.

TLW: ¿Cómo fueron tus primeros días trabajando con Supertramp?

WAYNE: Me llevé muy bien con ellos desde el principio y fui capaz de entender la sensibilidad que Rick y Sue estaban buscando. Tuvimos que hacer unos cuantos ensayos, aunque no demasiados, y creo que al final lo clavamos. Fue un gran honor para mí.

TLW: El ingeniero de sonido en las dos giras anteriores del grupo (1997 y 2002) fue el australiano Angus Davidson… ¿Le conoces?

WAYNE: No, no le conozco. Y, para ser sincero, creo que fue otro ingeniero el que estaba ahí antes que yo. Creo que me dijeron que se llamaba Karl ‘Snake’ Newton, aunque también pudo ser Angus. No estoy seguro. Solo sé que habían tenido algunos problemas con el anterior ingeniero y por eso me llamaron a mí.

TLW: ¿Qué equipo usaste en aquella gira de Supertramp?

WAYNE: Al igual que en la mayoría de mis conciertos de aquella época, usé un sistema Avid Profile con una señal Big Ben. Las conexiones Waves siempre han sido una parte muy importante de mis mezclas, trabaje para quien trabaje. Mi equipo de retardo sigue siendo un TC 2290, y el de reverberación debió ser un 224, aunque no estoy seguro ya que por entonces a veces usaba algunos TC 6000. En aquella gira también tenía un par de compresores Distressor y un Fatso, si no recuerdo mal. Posteriormente Avid comercializó una nueva versión llamada S6L que me encanta y estoy muy contento de disponer de ella. Todavía sigo usando el 2290 y me gustan mucho los equipos de reverberación Bricasti y las conexiones Waves.

TLW: En aquel tour Supertramp actuó en La Coruña, Madrid, Bilbao y Barcelona… ¿Tienes algún recuerdo especial de esos conciertos en España?

WAYNE: No, lo siento…

TLW: Roger Hodgson dijo por entonces que se había ofrecido a participar en algunos conciertos de la gira, pero Rick Davies rechazó su propuesta… ¿Sabes si se habló en la banda sobre esa posibilidad?

WAYNE: No, nunca oí nada al respecto… Habría sido algo muy bonito.

TLW: Durante la gira europea se añadió la posibilidad de comprar el audio de todos los conciertos a través de Simfy Live, una plataforma musical alemana… ¿Tuviste algo que ver con esas grabaciones?

WAYNE: No, yo no trabajé en esa tarea.

TLW: Si no trabajaste en esas grabaciones, ¿cómo las hicieron? ¿Simplemente registrando el concierto directamente de la consola de mezclas?

WAYNE: Hubo grabaciones en las que participé, aunque no en esas. Cuando yo grababa un concierto era a través de la una conexión de la mesa de mezclas a ProTools. De hecho, esa era una de las muchas razones por las que solía usar la consola Avid en las giras. La conexión directa a ProTools es muy fiable, siempre que el ordenador en el que se está ejecutando ProTools también lo sea.

TLW: El 15 de Julio de 2011 la banda registró su concierto en Carcassone (Francia), con vistas a publicar un DVD y CD en directo… ¿Qué recuerdas de aquella actuación?

WAYNE: De aquel concierto recuerdo disponer de algún tiempo libre por la mañana para pasear por la ciudad. Es preciosa, y espero volver por allí muy pronto. Me encantó, y además de su belleza física me pareció un lugar mágico… Creo que fue uno de los conciertos más memorables de la gira.

TLW: Al ser filmada la actuación, ¿fue tu trabajo diferente al de otros conciertos de la gira?

WAYNE: No, no recuerdo que hubiera ningún cambio. Todos estábamos muy compenetrados y el público era encantador. Fue una noche maravillosa.

TLW: ¿Sabes por qué nunca se ha publicado ese DVD/CD?

WAYNE: No, pero tengo esperanzas de que sea publicado algún día.

TLW: La gira que hizo Supertramp entre 2010 y 2011 estuvo formada por casi sesenta conciertos… ¿Fue aquel tour el más grande que has hecho jamás?

WAYNE: No me había dado cuenta de que fuese tan larga… No, no fue mi mayor gira, pero desde luego sí que fue una de las más inolvidables.

TLW: ¿Cómo era un día habitual de trabajo en la gira?

WAYNE: Para mí un día normal empezaba levantándome de la cama en el autobús, dándome una ducha, desayunando, accediendo al recinto y montando mi equipo. Las pruebas de sonido se hacían alrededor de las 4 de la tarde, las puertas se abrían más o menos a las 7 y el concierto terminaba sobre las 11 de la noche.

TLW: ¿Ibas a trabajar también en la gira “Forever” de 2015, que tuvo que ser cancelada después de que Rick Davies fuese diagnosticado con mieloma múltiple?

WAYNE: Sí, iba a participar en la gira cuando me enteré de la situación de Rick. Todos rezamos por su recuperación a nuestros propios dioses, pero con Sue a su lado yo sabía que Rick estaba en buenas manos.

TLW: ¿Estás en contacto con algún miembro de la banda o del personal de la gira?

WAYNE: Sigo en contacto con Tom Hudak, y también estoy pendiente de lo que hace Lee Thornburg gracias a lo que cuenta en Facebook su mujer, Cassie Miller.

TLW: ¿Has hablado con Rick o con alguien de Supertramp últimamente?

WAYNE: No… Hasta hace un par de años Sue y yo mantuvimos el contacto. Siempre tengo en mente a Rick, y espero que le vaya muy bien luchando contra el maldito cáncer.

TLW: Precisamente Russel Pope, el ingeniero de sonido de la mejor época de Supertramp, murió de cáncer recientemente… ¿Qué opinas del trabajo que hizo hasta 1983?

WAYNE: Russel Pope fue una leyenda y un pionero. Para mí fue un gran honor trabajar con Supertramp sobre todo por esa excelencia en el sonido que les hizo famosos gracias al gran trabajo de Russel.

TLW: Aparte de Supertramp, has colaborado con innumerables artistas entre los que se encuentran Iggy Pop, Ted Nugent, Dolly Parton, John Hiatt, Poison, Maxwell, Victory, Jay-Z, Kanye West… ¿Cuál de esos trabajos es tu favorito y por qué?

WAYNE: ¡Esa pregunta es para volverse loco! He tenido la inmensa fortuna de trabajar con tantos artistas geniales, grandes y pequeños. Todos ellos han contribuido a mi vida de una forma positiva, y mi corazón se siente fuerte gracias a esos momentos. Demasiadas historias, noches sin fin, épocas de locura, conciertos de locura… No tengo ningún favorito, simplemente siento cariño por todos.

TLW: ¿Qué destacarías de Supertramp respecto a los demás?

WAYNE: Lo que destacaría de Supertramp es cómo me hicieron sentir Rick y Sue. Uno de los mejores cumplidos que he recibido vino de Sue, cuando me dijo que aquel era el mejor sonido que había tenido la banda jamás… Volviendo a Russel Pope, estoy seguro de que si él hubiera dispuesto de mi tecnología habría encontrado el modo de hacerles sonar mucho mejor que yo.

TLW: ¿Con qué grandes artistas internacionales has trabajado?

WAYNE: Julio Iglesias sería uno de los pocos grandes artistas internacionales con los que he trabajado, a menos que cuente como tal a Mick Jones, de The Clash, pues colaboré con su grupo Big Audio Dynamite.

TLW: ¿En qué proyectos has trabajado últimamente?

WAYNE: Actualmente trabajo mucho en el estudio con una nueva banda llamada Infinity’s Song. ¡Son muy recomendables, un increíble grupo de personas encantadoras y con un gran talento! Y todavía sigo mezclando en directo a Jennifer Hudson, así como a Solange y a Maxwell… ¡Espero poder volver a hacerlo también con Supertramp!


Wayne Trevisani, delante de su mesa de mezclas antes de un concierto.