Entrevistas

Supertramp en "Les Enfants du Rock" (Junio 1983)

Publicado en Entrevistas

Transcripción del programa especial del canal de televisión francés Antenne 2 emitido al comienzo de la gira "Famous last tour" de Supertramp, que incluye entrevistas con los cinco miembros clásicos de la banda, video-clips, extractos de actuaciones en directo y ensayos, con John Helliwell caracterizado como presentador del reportaje.


PRESENTADOR (JOHN): Buenas noches, señoras y señores… ¡Supertramp! Seguro que conocen su nombre, sus canciones, sus discos de oro, sus mega-conciertos… Millones de fans en todo el mundo saben tararear “The Logical song”, “Goodbye stranger”, “Dreamer” y muchas más. Un grupo internacional que ha conocido un éxito extraordinario y cuya música suena en todas partes desde hace una década, más allá de clases sociales, razas e idiomas. Cinco jóvenes con un gran talento han hecho de Supertramp un supergrupo, manteniendo su alto nivel de calidad. Cinco individuos que prefieren pasar desapercibidos pues, aunque Supertramp es una banda popular, Rick, Roger, John, Bob y Dougie pueden pasear por la calle sin ser reconocidos y así llevar la vida que a ellos les gusta. Hoy, en compañía de estos cinco muchachos (tres ingleses, un escocés y un americano) que se instalaron en California vamos a repasar diez años de dificultades, éxito y aventuras, toda una década de gran música. Toda historia tiene siempre un comienzo, así que será mejor que echemos un vistazo a los primeros pasos de Supertramp…

ROGER: Asistí a una audición en Londres, respondiendo a un anuncio en una revista. Cuando llegué allí presencié el mayor desbarajuste de mi vida: había otros seiscientos músicos que habían respondido a ese anuncio que decía “Auténtica oportunidad”, así que yo sólo era uno más. Pero al poco rato se hizo un descanso y tuve la posibilidad de tomar algo con Rick en un ‘pub’ cercano. Nos conocimos, nos caímos bien mutuamente y decidimos formar un equipo.

BOB: Todo comenzó con un montón de cajas que contenían cintas de audio y una banda que no funcionaba demasiado bien y necesitaba nuevos músicos. El salario era de 15 libras a la semana, y fuimos a hablar con la discográfica para presentarles la nueva formación y pedirles que nos dejaran grabar un nuevo disco. Ellos creían que íbamos a cancelar nuestro contrato, pero lo que les pedimos fue que nos dejaran hacer otro álbum. Les pareció bien y así surgió “Crime of the century”.

DOUGIE: Creo que fue en 1972. Leí un anuncio del grupo Supertramp y acudí a un ‘pub’ de Londres para hacer una audición. Yo era el bajista número 50 al que veían y se encontraban totalmente desmoralizados, pues ya no parecían mostrar interés. El saxofonista, Dave Winthrop, se había largado y Rick estaba dormido sobre el piano, con un saco de dormir en los hombros y un casco de motorista en la cabeza. ¿Por qué? ¡Nunca lo supe! (RISAS) Roger y el batería, Kevin Currie, intentaban ocuparse de la audición. Toqué durante un par de minutos y me marché. Luego Roger me llamó por teléfono para invitarme a pasar una temporada con ellos, y me presenté en su casa. ¡Hace ya diez u once años de aquello y todavía estoy esperando a que me inviten a unirme al grupo! (RISAS) Por entonces, antes de que llegaran Bob y John, no parábamos de dar conciertos pero apenas ganábamos nada. De vez en cuando teníamos que pedirle dinero a la madre de Roger para poder pagar la gasolina. Estuvimos así bastante tiempo, hasta que nos vimos obligados a vender el equipo para sobrevivir, y decidimos dejarlo. Fue entonces cuando aparecieron John y Bob, e intentamos empezar de nuevo.

PRESENTADOR (JOHN): Supertramp, un nombre extraño para un grupo que se encontraba en el camino hacia la gloria…

ROGER: El nombre viene de un libro titulado “La autobiografía de un supervagabundo”. Esa ha sido un poco nuestra vida, en el fondo somos unos vagabundos que viajan por todo el mundo, aunque de una forma súper.

PRESENTADOR (JOHN): Durante los primeros años, camino del éxito, hubo momentos difíciles y también divertidos…

RICK: Yo sabía que muchos músicos habían atravesado momentos difíciles, y nosotros tenemos algunas anécdotas sobre lugares extraños en los que tuvimos que dormir. ¡Yo dormí dos noches en el cuartel del ejército americano y estuvieron a punto de enviarme a Vietnam! A las 4 de la madrugada sonaron las alarmas y todo el mundo salió corriendo mientras yo me escondía debajo de la cama. Por suerte para mí se trataba de una falsa alarma… (RISAS)

BOB: Recuerdo que le hacíamos muchas bromas a Chris de Burgh, que era un buen amigo nuestro. Cuando empezamos a recorrer el mundo hicimos varias giras con él. Le quitábamos la llave de su habitación del hotel cuando no se encontraba allí, nos escondíamos en el armario y esperábamos a que se acostara o empezara a tocar la guitarra para darle un susto. (RISAS)

ROGER: Hubo muchas anécdotas, como cuando Dougie superó la audición de bajista. Para entonces ya habíamos visto a otros cincuenta bajistas y al llegar vio a Rick con un casco de motorista en la cabeza y un saco de dormir que le cubría tanto a él como a su piano eléctrico. Luego le llamé porque era el único bajista al que recordaba, y supongo que Dougie todavía se pregunta hoy por qué aceptó nuestra oferta… (RISAS)

DOUGIE: Una noche, en la época en la que las cosas iban mal, uno de los chicos que trabajaba con nosotros se peleó con otro tipo en la calle. Después fue a acostarse a su habitación del hotel, pero a la 1 de la madrugada oyó que golpeaban a la puerta gritando “¡Fuego, fuego!”. Entonces pensó que se trataba de aquel tipo, que le estaba buscando para seguir la pelea, y se negó a abrir la puerta. Finalmente terminó entreabriéndola y vio a un bombero en el pasillo, completamente rodeado de humo. ¡El hotel estaba ardiendo de verdad! (RISAS)

PRESENTADOR (JOHN): En los comienzos de la carrera de Supertramp aparece un personaje misterioso y casi legendario: Sam, el holandés que contribuyó a la existencia del grupo…

ROGER: Sam es un millonario muy excéntrico, un hombre adorable que creía en Rick y que quería ayudarle económicamente para que pudiera formar una banda. Se convirtió en un mecenas para Rick y en el primer representante de Supertramp.

RICK: Sam vive en Suiza. Mi anterior grupo estaba atravesando un período muy difícil en Europa. No teníamos furgoneta ni equipo, y conocíamos a alguien que conocía a Sam. Ese alguien fue a verle para preguntarle si le gustaría ocuparse del grupo y él aceptó, lo que fue una gran sorpresa para todos. Sam desempeñó un papel muy importante, encargándose de la gestión de nuestros asuntos y de los dos primeros álbumes. Estaba especialmente interesado en mí, lo cual es maravilloso. Siempre viene a ver nuestros conciertos en Europa y se interesa por mi carrera. Es evidente que yo no era nadie cuando le conocí y supongo que le resulta interesante ver hasta dónde he llegado.

ROGER: Sam no tenía ni idea sobre el negocio de la música, igual que nosotros. Así que juntos nos gastamos mucho dinero sin obtener ningún resultado.

PRESENTADOR (JOHN): Con el éxito, el panorama cambia y un nuevo destino se presenta para cada miembro de Supertramp…

JOHN: Bueno, el éxito es agradable en sí mismo. Te permite ganar más dinero, reinvertir en tu arte, construir estudios, comprar instrumentos, experimentar… Pero además te da algo muy hermoso: tiempo. Ya no necesitas dedicarte a otras cosas y puedes utilizar todo tu tiempo para hacer música.

ROGER: El éxito viene acompañado de muchas responsabilidades y mucho poder, y creo que eso se debe tomar con prudencia, porque puede destruirte. Yo he visto todas las trampas que el éxito, el dinero y la gloria pueden tenderte. No quiero seguir el camino que ví seguir a otros muchos artistas en el pasado. Es muy peligroso tener tanto éxito, tanto poder y tanta fama, pues tu ego se vuelve loco. Una gran cantidad de dinero es una de las cosas más difíciles de manejar en la vida.

PRESENTADOR (JOHN): Aunque cada miembro del grupo sea un músico experto, todos ellos admiten haber sentido otras influencias y reconocen sus preferencias…

JOHN: Mi instrumento principal es el saxofón, y los músicos que más me han influido son saxofonistas como Sonny Rollins, Cannonball Adderley, Charlie Parker y Wayne Shorter, además de figuras del ‘jazz’ como Duke Ellington, Charles Mingus y Horace Silver, que me encantan.

RICK: Bueno, fue una mezcla de varios factores. Al principio supongo que me influyeron, como a todo el mundo, Chuck Berry, Fats Domino y el período del ‘rhythm and blues’, todos los músicos negros de ‘rhythm and blues’.

ROGER: Los Beatles, Traffic… Esa fue mi época musical, la música de mi juventud.

PRESENTADOR (JOHN): Aunque sean músicos famosos, también son seres humanos... ¿A qué otras actividades se dedican cuando no están haciendo música?

JOHN: En mi tiempo libre me gusta correr, hacer ciclismo y montar en moto. Vivo en las colinas a las afueras de Los Angeles, y allí hay unos caminos muy sinuosos que son perfectos para recorrerlos en moto, y unas pendientes muy pronunciadas ideales para subirlas en bici y fortalecer los músculos de las piernas. Tengo el propósito de atravesar los Estados Unidos en bicicleta, pues se trata de algo que puede llevarse a cabo.

ROGER: Yo trabajo la tierra, me encanta estar al aire libre y cuidar de mi jardín. Podar los árboles, cultivar legumbres y hortalizas… Soy un enamorado de la naturaleza.

PRESENTADOR (JOHN): El éxito viene acompañado del dinero… ¿Qué hacen estos muchachos con su dinero?

BOB: Yo invertí mucho dinero en esta casa y en el estudio, pero ocurrió una catástrofe y se incendió todo. Conseguir que una compañía de seguros cubra los desperfectos es todo un logro, y en realidad tuve que gastar mucho más dinero en reparar la casa. También he comprado terrenos en otras partes, por ejemplo uno en Hawai. Pero la mayor parte de mi dinero está invertida siguiendo los consejos de nuestro asesor financiero, pues no quiero encontrarme un día en la calle como un vagabundo. Así que me reservé la mayor parte de mi dinero y me compré una pequeña casa en la playa para poder ir a practicar ‘surf’. Soy muy prudente con mis ahorros.

PRESENTADOR (JOHN): Supertramp se instaló en California hace ahora siete años… ¿Les ha transformado América?

ROGER: Yo estoy muy contento de haber crecido en Inglaterra y poder conservar el lado positivo de los ingleses, pero desde que me instalé en América me desembaracé de muchas cosas del carácter inglés que no me gustaban. Lo mejor de América es que cada uno puede ser quien quiere ser, porque no hay tradiciones centenarias ni clases sociales ni una cultura  como la europea, cosas que muchas veces encajonan a la gente. Sobre todo en California hay muchas personas excéntricas que se dedican a lo que quieren y nadie se molesta por ello. California es un lugar fabuloso y yo descubrí que allí podía ser lo que no había podido ser en Inglaterra. Los Angeles es una ciudad muy artificial, aunque no hay que generalizar porque hay gente estupenda que vive en Los Angeles. Pero vivir en esa ciudad no es sano para la mente, el cuerpo y el espíritu, y en California hay otros lugares mucho mejores. Donde yo vivo ahora es un sitio increíble para todos los aspectos de la vida: la música, la salud, las nuevas formas de energía, las nuevas formas de convivencia… Sólo hay que superar las viejas costumbres, y California se presta a ello maravillosamente.

PRESENTADOR (JOHN): Dos grandes nombres de la música han desaparecido al inicio de los años 80: Bob Marley y John Lennon… ¿Qué piensa Supertramp sobre estos dos grandes músicos?

ROGER: Yo considero a John Lennon el modelo de artista que es fiel a sí mismo y a su arte, y él se esforzó por darle al mundo todo lo que pudo, de todas las formas posibles. Le considero el modelo a seguir. Si él hubiera escrito el guión de su vida, se habría dado cuenta de que probablemente aportaría más al mundo muriendo de esa forma que sobreviviendo. Porque él fue un héroe de los años 60, y en los años 80 también necesitamos héroes. John Lennon habría podido ser uno de ellos, pero nos hizo un servicio extraordinario muriendo por nosotros.

BOB: No puedo hablar mucho sobre Bob Marley, porque apenas conozco sus trabajos, pero soy consciente de quién era y es muy triste sufrir una enfermedad como esa tan joven. Tuvo una carrera muy brillante y fue una noticia trágica. En cuanto a la muerte de John Lennon, para mí fue muy impactante, pues yo formé parte de esa generación que estuvo marcada por los Beatles. Y pensé que era horrible que un desconocido se hubiera dirigido a él para asesinarle, es algo realmente espantoso.

PRESENTADOR (JOHN): ¿A qué se debe el éxito de un grupo? ¿Cuáles son los ingredientes mágicos?

BOB: Creo que se necesita un compositor como Rick, un saxofonista como John y probablemente un bajista como Dougie. También me gusta mi forma de tocar. Y, por supuesto, es necesario un guitarrista que toque con pasión. No hace falta que sean dos guitarristas, con uno que lo haga con pasión es suficiente.

DOUGIE: Es necesario que haya mucha paciencia, mucha comprensión, muchas concesiones mutuas y mucho compromiso para que cinco personalidades diferentes se entiendan. Son cinco individuos que deben tener claro cómo hay que hacer las cosas. Es como un gran matrimonio, sólo que en vez de estar casado con una persona estás casado con otras cuatro. ¿Acaso es ilegal? (RISAS)

PRESENTADOR (JOHN): Encantado de haber hablado contigo en tu barco, Dougie… ¡La próxima vez mejor lo hacemos en tierra firme!

ROGER: Los años difíciles siempre son los mejores, siempre acaban siendo los mejores. Es ahora cuando estamos atravesando nuestra época más dura. Cuando un artista consigue el éxito es cuando las cosas se vuelven más complicadas. Antiguamente, cuando vivíamos tiempos difíciles y resistíamos, se trataba de una cuestión de supervivencia. Ahora que tenemos éxito y dinero, es más difícil mantener la cohesión. Por eso la inmensa mayoría de los grupos se separan después de conseguir el éxito. Esta gira promete ser una gran prueba, todo un desafío. Hemos estado tres años sin vernos y queremos salir de gira, pero será la primera vez que actuemos en recintos tan grandes. La organización es enorme y nuestra apuesta es muy importante.

PRESENTADOR (JOHN): El pasado mes de Marzo, después de diez años de convivencia, Roger Hodgson anunció su intención de dejar la banda para emprender una carrera en solitario…

ROGER: Durante estos tres últimos años todos hemos evolucionado y mi trayectoria se ha apartado de la de los otros miembros de la banda. Me he ido a vivir a ochocientos kilómetros de ellos, así que me resulta muy difícil sentir que pertenezco a un grupo. Tengo unas preocupaciones muy diferentes a las que tienen ellos viviendo en Los Angeles. Además, el último álbum, “Famous last words”, no nos dejó satisfechos y sé que podré expresarme mucho mejor a nivel musical sin Supertramp. Tengo 64 canciones pendientes de grabar, y si debo esperar a publicar un disco cada tres años para utilizar cinco de esas canciones jamás llegaré a liberarme a nivel musical. No creo que esto sea el fin, sino que es como cuando un matrimonio se divorcia. A veces los cónyuges pueden volver a ser amigos y pasar buenos ratos juntos. Pero cuando estás casado y hay problemas, terminan alejándose el uno del otro. Rick y yo sentíamos que nos estrangulábamos mutuamente, y ahora estamos más unidos que nunca. Es extraordinario, después de tomar esta decisión Rick y yo hemos acercado nuestras posturas. Quiero volver a trabajar con él alguna vez, y John participará en mi primer álbum en solitario. Siempre contaré con él porque es mi saxofonista favorito. En cierto modo, antes de tomar esta decisión había una gran incertidumbre que no nos dejaba sentirnos a gusto, pero con esta gira queremos pasarlo bien y disfrutar juntos de nuestra última celebración.

PRESENTADOR (JOHN): Rick, tus respuestas han sido muy adecuadas. Un placer hablar contigo, muchas gracias… Muchas gracias, Dougie… Muchas gracias, Bob, ha sido un placer… Muchas gracias, Roger… John, tienes un talento increíble. Para mí y para mis hijos eres una gran fuente de inspiración… Hasta aquí nuestro especial sobre Supertramp, les deseamos otros diez años de éxitos… Buenas noches y gracias por su atención… ¡Gracias a Dios no ha salido tan mal!

Jukebox de Rarezas

"I'M BEGGIN' YOU" (1987)
Versión "mix" de una de las canciones más conocidas del álbum "Free as a bird" de Supertramp, la cual fue utilizada en las salas de baile de la época.