Entrevistas

Roger Hodgson en "Correio da Manha" (Septiembre 2013)

Publicado en Entrevistas

Miguel Azevedo, del diario portugués "Correio da Manha", habló con Roger Hodgson con motivo de su inminente actuación en la villa lusa de Cascais.


Roger Hodgson actúa este viernes en el Festival Remember de Cascais para recordar las viejas canciones de Supertramp. Un buen pretexto para hablar con este icono del rock…


PREGUNTA: El concierto que vas a dar en Lisboa comprende canciones de Supertramp y de tu carrera en solitario… ¿Qué tipo de relación tienes con tus canciones más antiguas?

ROGER: Son canciones muy personales que representan al compositor que yo era por entonces. Curiosamente, todas ellas siguen sonando muy frescas y actuales.

PREGUNTA: ¿Pero nunca te cansas de cantar ‘Dreamer’, ‘The logical song’ o ‘Breakfast in America’?

ROGER: El día que me canse de ellas, me retiraré. A veces no toco alguna de esas canciones durante dos o tres conciertos, pero cuando las toco de nuevo todo vuelve a sonar maravillosamente.

PREGUNTA: ¿Y sientes algún tipo de nostalgia al cantarlas?

ROGER: No. Hoy me siento mejor al cantarlas que hace treinta años. Creo que estoy mejor que nunca. Sé que no es algo muy común entre los músicos de mi edad, pero debe ser muy triste que no te guste aquello que hiciste en el pasado.

PREGUNTA: ¿Nunca te has arrepentido de abandonar Supertramp?

ROGER: No. Dejé Supertramp para dedicarme a mi familia. Ya no sentía amor ni pasión por lo que hacía, y mi corazón me decía que había llegado el momento de educar a mis hijos.

PREGUNTA: ¿Qué tipo de relación tienes actualmente con Rick Davies, el otro fundador de Supertramp?

ROGER: Somos personas muy diferentes. Cada uno tiene su vida y hace mucho tiempo que no hablamos.

PREGUNTA: ¿Te consideras un icono?

ROGER: No, yo no soy ningún icono del rock como algunos dicen. Tan sólo soy un hombre afortunado por conseguir hacer felices a otras personas con mis canciones.

PREGUNTA: Ya has venido varias veces a Portugal… ¿Qué recuerdos tienes?

ROGER: He estado en Portugal tres o cuatro veces, y sólo guardo excelentes recuerdos. Los portugueses son únicos, y tienen una historia y una cultura fantásticas. Por desgracia, nunca he tenido la oportunidad de visitar Portugal como turista. Debí hacerlo cuando vivía en Europa. Ahora, viviendo en los Estados Unidos, me resulta más difícil.