Artículos

"Supertramp: disputas y acusaciones" (Octubre 2010)

Publicado en Artículos

Reportaje de Ben Todd en relación a las quejas de Roger Hodgson respecto al uso de sus canciones en la nueva gira de Supertramp, publicado en el diario británico "Daily Mail".


Su álbum ‘Breakfast in America’ es uno de los de mayor éxito comercial de todos los tiempos, con unas ventas superiores a los 20 millones de copias. La noche del pasado miércoles, el súper grupo de los 70 Supertramp actuó en el O2 Arena de Londres, con capacidad para 23.000 espectadores, dentro de una extensa gira de 40º aniversario.

Sin embargo, según hemos podido saber, existen ciertas rencillas entre los dos compositores de la banda, Roger Hodgson y Rick Davies. Según Hodgson, que es conocido como ‘El Señor Supertramp’ por los fans y es fácilmente identificable por su característica voz aguda, cuando en 1983 decidió abandonar el grupo para ocuparse de su joven familia llegó a un acuerdo verbal con Davies.

Aquel acuerdo decía que Davies podría seguir utilizando y actuando bajo el nombre Supertramp, a cambio de no volver a interpretar las canciones de Hodgson. Sin embargo, durante la actual gira de 35 conciertos que comenzó en Alemania hace un mes, Davies ha decidido usar siete canciones compuestas por Hodgson.

Se da la circunstancia de que se trata de los temas más famosos del grupo, grandes éxitos como ’Dreamer’, ‘The logical song’, ‘Breakfast in America’, ‘Give a little bit’ o ‘It’s raining again’. Hodgson, de 60 años, se siente furioso ante lo que le parece una traición por parte de su antiguo amigo, y cree que los fans de todo el mundo están siendo engañados por el Supertramp actual.

Hodgson también dice que muchos fans se han dirigido a él muy enfadados porque los anuncios de radio que se emiten para promocionar la gira están utilizando sus canciones y su voz antes de dar los detalles de cada concierto.

Hablando en exclusiva con nosotros, Hodgson dice: “Existe una gran diferencia entre imitar a alguien y ser el auténtico artista que escribió una canción. Están interpretando mis canciones y usando anuncios con mi voz para vender entradas. Muchos fans me han escrito para contármelo”.

Hodgson dice que la publicidad engañosa es tal que incluso a principios de esta semana una promotora de conciertos se sorprendió mucho al enterarse de que él no participaba en la gira. “El pasado martes”, cuenta, “una promotora con la que hemos estado trabajando para organizar una actuación en 2011 me escribió un correo electrónico para preguntarme si podríamos vernos en el concierto que Supertramp daba allí esta semana”.

“Ella se quedó petrificada cuando descubrió que yo no estoy en la gira de Supertramp. Gracias a esos anuncios radiofónicos con mi voz y mis canciones, mucha gente piensa erróneamente que yo estoy con ellos. Incluso gente de la industria de la música no puede creerse que yo no forme parte de la gira de Supertramp tras haber escuchado mis canciones en la radio anunciando esos conciertos”.

Según Hodgson, tras su marcha, la banda inicialmente no interpretó sus canciones, las cuales, junto a su voz, deberían ofrecerle su propia seguridad. Sin embargo, con el tiempo, la necesidad de vender entradas para sus conciertos parece haber sido la causa de que Davies renegase del mencionado pacto.

“Esa es la única verdad. Rick quería llenar de culos los asientos de sus conciertos, y mis canciones se han convertido en imperecederas. Canciones como ‘Dreamer’ surgieron de un lugar muy puro y son muy importantes para la gente, sobre todo en esta época tan difícil. Supertramp es una marca registrada propiedad de Rick, pero los fans quieren escuchar esas canciones en la voz de quien las compuso”.

Aproximadamente un tercio de las canciones del repertorio de la gira actual de Supertramp fueron escritas por Hodgson. Sin embargo, él afirma que ni siquiera ha sido invitado a formar parte de la gira, llamada ’70-10’, a pesar de que se ha ofrecido a unirse a su antigua banda para complacer a los fans. “He recibido muchas peticiones de los fans al respecto”, dice, “así que le mandé un correo a Rick. Y mi representante también lo hizo”.

Davies no respondió personalmente, pero Supertramp declinó esa oferta a través de sus agentes. “Supertramp está utilizando mis canciones como mercancía, no porque crean en ellas”, continúa Hodgson. “La gente quiere oir esas canciones que han estado escuchando durante tantos años interpretadas por la persona que las compuso, las cantó y las grabó, con ese sonido auténtico”.

“A Rick ni siquiera le gustaba ‘Breakfast in America’”, continúa Hodgson, al habla desde París. "De hecho, no se sentía identificado con la mayoría de mis canciones. Todas ellas eran muy personales para mí, pero parece que ahora a él le encanta interpretarlas”.

Hodgson nació en Portsmouth, se crió cerca de Oxford y estudió en la escuela privada de Stowe, en Buckinghamshire. Escribió muchas de las canciones que más adelante se convertirían en las más conocidas de la banda en los años 60, cuando era un adolescente, antes incluso de conocer a Davies.

Entonces, en 1969, Hodgson y Davies, de 66 años y natural de Swindon, Wiltshire, formaron un grupo llamado Daddy que al año siguiente rebautizaron como Supertramp. La banda se convirtió en una de las más millonarias en ventas a finales de los 70, gracias a su disco más famoso, ‘Breakfast in America’, que ha vuelto a ser publicado a principios de esta semana.

En 1983, durante su mejor momento comercial, Hodgson dejó el grupo para concentrarse en criar a sus hijos pequeños al Norte de California. Fue entonces, según Hodgson, cuando él y Davies alcanzaron ese acuerdo verbal. A pesar de que le han dicho que podría ganar una posible demanda judicial, él jamás les ha pedido a sus abogados que se pongan con ello ya que no quiere gastar su tiempo, su energía y su vida en pleitos legales.

Hodgson, que en 2007 participó en el concierto homenaje a Diana de Gales, ha estado ofreciendo algunos conciertos en solitario en Francia. En Mayo del año que viene actuará en el Reino Unido, incluyendo un concierto en el Royal Albert Hall de Londres.

“Quiero aclarar todo esto para aquellos que no saben quién soy pero sí han reconocido mi voz y mis canciones durante los últimos 40 años. Esas canciones y esa voz son mías, son de Roger Hodgson y no del actual Supertramp. Quiero que los fans sepan que hay una línea muy clara que separa esas canciones que surgieron de mi corazón y la marca Supertramp que existe hoy en día”.

Supertramp y Rick Davies no han querido hacer ningún comentario al respecto.