Desde THE LOGICAL WEB queremos enviarle a RICK DAVIES, en nombre de esta gran comunidad de seguidores de Supertramp, toda nuestra energía positiva a la vez que le deseamos una pronta recuperación. Noticia en el foro

Arrow up
Arrow down
Imprimir

John Helliwell y Bob Siebenberg responden a los amigos de TLW

Publicado en Más cosas

Última actualización en Martes, 01 Octubre 2013 09:34

Coincidiendo con el 40º aniversario de su llegada a Supertramp, el saxofonista británico y el batería norteamericano han atendido amablemente a todos los miembros de la comunidad de fans de THE LOGICAL WEB que han tenido a bien hacerles llegar sus cuestiones.


NICHOLAS: Después de 40 años en Supertramp, ¿qué canción os supone un mayor desafío para tocarla en directo?

JOHN: “Crime of the century”.

BOB: “Another man’s woman”.

NICHOLAS: ¿Y cuál es la más gratificante?

JOHN: También “Crime of the century”.

BOB: Sí, “Crime of the century”.

OSWALD: ¿En qué álbum de Supertramp creéis que suenan mejor vuestros respectivos instrumentos?

JOHN: Creo que mis interpretaciones de saxofón suenan mejor en cualquiera de las grabaciones en directo que se comercializaron durante la gira de 2010.

BOB: Mi batería suena mejor en “Breakfast in America” y “Slow motion”.

OSWALD: ¿Habéis visitado alguna vez España fuera de las giras?

JOHN: Sí… Yo he estado una vez en Mallorca, y muchas veces en Barcelona.

BOB: No, pero la verdad es que me gustaría poder pasar algún tiempo de relax en España. Me encanta estar allí.

HAIHAI: ¿Qué clásico de Supertramp que habéis tocado cientos de veces os apetece menos tocar a día de hoy?

JOHN: “Dreamer”.

BOB: “Dreamer”, “Breakfast in America” y “Rudy”.

HAIHAI: ¿Qué canción de Supertramp os sorprendió más la primera vez que la escuchasteis como maqueta de Rick o Roger y pensasteis "Guau, ¡qué buena!"?

JOHN: “From now on”.

BOB: “Just a normal day” y “Ever open door”.
 
HAIHAI: ¿Qué canción consideráis que sufrió una mayor transformación respecto a la base inicial de sus autores gracias a las aportaciones de los demás miembros de la banda?

JOHN: “Rudy”.

BOB: Todas.

MOON: ¿Os resultó muy difícil dejar Inglaterra tras el éxito de “Crime of the century”, o pensabais que tendríais más oportunidades en Norteamérica?

JOHN: Para mí no fue difícil abandonar Inglaterra. Había toda una nueva aventura que vivir en los Estados Unidos… ¡Y esperábamos triunfar allí!

BOB: A mí no me gustó la decisión de marcharnos a América, pues me encantaba estar en Inglaterra. Una vez dicho esto, fue un paso adelante en nuestra carrera.

MOON: Tras haber actuado en Brasil a principios de 1988, ¿alguna vez considerasteis la posibilidad de tocar en otras partes de Sudamérica o en Africa?

JOHN: No... Después de 1988, Rick decidió dejar en suspenso a Supertramp, y no volvimos a reunirnos hasta 1996.

BOB: No sé por qué nunca hicimos ninguna incursión en esos territorios… Fue una decisión de nuestros representantes.

AX_ESI: ¿Cómo os implicabas con Roger y Rick a nivel creativo? ¿Les sugeríais algunos acordes, melodías o al menos estructuras de canciones?

JOHN: Sí, estructuras de canciones.

BOB: Yo no.

AX_ESI: John, ¿’sobrevivieron’ esas sugerencias tuyas en alguna canción?

JOHN: Sí, sobre todo en nuestros discos de la década de los 70.

AX_ESI: ¿Os sugerían Roger o Rick cómo tocar vuestras líneas de saxo o batería de la forma que ellos querían o teníais al menos algún tipo de independencia con tu instrumento?

JOHN: Todos los solos de saxofón son míos, excepto el de la canción “Crime of the century”, en el que Rick y yo preparamos un solo específico para repetir algunas partes de otras canciones del álbum y hacerlas encajar con los arreglos de cuerda.

BOB: Sí, el compositor de una canción siempre tiene algo en mente. Normalmente Roger o Rick se ponían al teclado, o Roger a la guitarra, y entonces me decían qué era lo que querían de mí. Trabajábamos juntos y yo seguía la dirección que ellos me proponían, sobre todo si era muy diferente. Por ejemplo, en “Give a little bit” Roger quería que me centrase en la caja. Y lo mismo respecto al ritmo de “Don’t leave me now”. Y con Rick pasaba igual que con Roger. Pero a menos que se tratase de algo bastante inusual, el resultado final nunca era demasiado distinto al que yo hubiera elegido instintivamente desde el primer momento. En ese sentido, mi nivel de independencia con mi instrumento era absoluto, y me pidieron que me uniera a la banda por lo que podía aportar.

SUPERTRAMPAS: En relación al ‘acuerdo’ al que suele referirse Roger sobre el uso de sus canciones, ¿cuáles fueron los motivos de la banda para romperlo?

JOHN: Se trata de un acuerdo verbal muy discutido según el cual no debíamos tocar las canciones de Roger. Decidimos volver a utilizar algunas de ellas atendiendo la demanda popular.

BOB: Yo no creo que hubiese ningún acuerdo, y en el mejor de los casos fue verbal. Eso sólo Rick y Roger lo saben. En nuestra anterior gira supusimos que podría ser la última que hacíamos, y Rick decidió incluir algunas canciones de Roger para ofrecerle al público la mejor experiencia posible. A nuestro público se lo debemos todo, y nadie conocería esas canciones si no fuera por el trabajo de Supertramp y por toda la gente que nos apoyó a lo largo de los años. Yo pensé que a Roger le alegraría que tocásemos algunas de sus canciones ante unas audiencias tan numerosas y tan agradecidas.

SUPERTRAMPAS: En caso de que Rick decidiera grabar un nuevo álbum o volver a salir de gira, ¿podría volver a unirse a la banda Mark Hart?

JOHN: Sí.

BOB: No veo ninguna razón para que no fuera así, exceptuando el hecho de que Mark está muy feliz y muy ocupado siendo miembro de Crowded House. Todos queremos y respetamos mucho a Mark.

BERNAT: ¿Habéis pensado en grabar un disco en solitario con la participación de Rick y Roger en algunas canciones? Algo así como lo que hizo Ringo Starr en algunos de sus discos, en los que colaboraron John Lennon, George Harrison y Paul McCartney…

JOHN: Si grabo otro disco en solitario tal vez Rick toque en él, ¡pues seguramente tendrá un estilo muy jazz!

BOB: No.

BERNAT: ¿Tenéis ganas de grabar un nuevo disco con Supertramp y de dar más conciertos con Rick?

JOHN: ¡Sí!

BOB: Muchísimas.

JZM66: ¿Qué canciones de Supertramp os resultan más difíciles a la hora de interpretarlas en directo?

JOHN: “Take the long way home” y “Gone Hollywood”.

BOB: Todas requieren la misma concentración y el mismo esfuerzo. Yo me siento muy orgulloso de tocarlas lo mejor que puedo cada vez que llega el momento de interpretarlas.

EMILIANO: Bob, ¿piensas que el sonido genuino de Supertramp hubiese llegado a su nivel sin tu especial sentido del ritmo (en mi opinión austero, económico y seco, pero brutal cuando correspondía)?

BOB: Formábamos un equipo y había una química especial entre nosotros. Si eliminas a un miembro de un equipo como ese, ya nada es igual. Cada uno teníamos nuestro rol.

EMILIANO: John, ya sé que todos tus solos con Supertramp son creación tuya, pero hay otras contribuciones absolutamente geniales de tu saxo, como los ‘chorros’ de “Rudy” o el final de “Another man's woman”, jugueteando con el punteo de guitarra. Por eso creo que tu aportación a la música de Supertramp va mucho más allá de los solos… ¿Estás de acuerdo?

JOHN: Sí, esas partes que mencionas también fueron ideas mías.

EMILIANO: Bob, ¿qué te parecen los distintos baterías que han intentado imitarte en las bandas de Roger?

BOB: Roger ha utilizado baterías muy buenos. Jeff Porcaro y Andy Newmark son grandes baterías, y no creo que gente de ese nivel intente imitar a nadie. Sobre el resto de baterías que han tocado con Roger no tengo ninguna opinión.

EMILIANO: John, ¿cómo se tomaba Roger la obligación de incluir saxo o clarinete en la mayoría de sus canciones? Para un músico que ha escrito canciones como “The logical song”, “Breakfast in America” e “It’s raining again”, decir en 1983 que no le gustaba demasiado el saxo debería ser un contrasentido…

JOHN: ¡Roger siempre me dijo que le gustaba que yo tocara el saxofón y el clarinete en sus canciones! ¡Tal vez lo que dijo en 1983 fue que no le gustaba el sexo!

EMILIANO: Bob, ¿qué te pareció que Roger considerara, tácitamente, que Rick era mejor batería que tú?

BOB: Yo quiero mucho a Rick y a él le encanta la batería, pero no puedo tomarme eso en serio. Ni Rick tampoco.

SCHOOL: ¿Hay alguna novedad respecto a la edición ‘deluxe’ de "Crime of the Century”?

JOHN: Debería ser publicada este año.

BOB: Universal Music es la cosa que más despacio se mueve en todo el planeta, y todavía están preparando esa edición. Además, ha habido un problema pues Rick no va a permitir que se incluya el DVD del Hammersmith Odeon.

SCHOOL: John, sabemos que, como a nadie más le gustaba oficiar de portavoz del grupo en los conciertos, esa tarea te tocó a ti, y a mí personalmente me encanta cómo lo haces, pero… ¿De verdad te gusta o estás un poco cansado de ello?

JOHN: Todavía me gusta ser el portavoz del grupo sobre el escenario… Nunca me he cansado de hablar con nuestro público.

IOSU: ¿Cuál es el disco, en vuestra opinión, durante cuyas grabaciones la banda disfrutó más?

JOHN: “Crime of the century”.

BOB: Sólo puedo hablar por mí mismo, pero diría que “Crime of the century”. Era nuestra primera experiencia juntos y todo era completamente nuevo para nosotros.

IOSU: ¿Creéis que Rick puede tener material para grabar algo nuevo bajo el nombre Supertramp?

JOHN: Sí… Probablemente tenga unas cuantas canciones, pero yo todavía no las he escuchado.

BOB: Yo creo que Rick tiene un catálogo de canciones que podrían ser grabadas. ¡El verdadero desafío es poner a Rick en marcha para que empiece a trabajar en ellas!

NINOU: Después del éxito del DVD “Live in Paris 79”, ¿hay alguna posibilidad de ver un día publicado en DVD el concierto que ofrecisteis en la ciudad francesa de Carcassonne en el verano de 2011?

JOHN: ¡Yo, igual que tú, estoy esperando a que nuestro equipo de representación nos diga algo al respecto!

BOB: No tengo ni idea, pero es algo que depende completamente de Rick. Ojala sí, pues se trata de una gran banda ofreciendo un gran concierto en un recinto espectacular.

JANDRO: ¿Creéis que volveréis a tocar en España pronto?

JOHN: De momento no hay planes sobre una nueva gira, pero si finalmente se produce seguramente sería en Europa, y estoy convencido de que tocaríamos en España.

BOB: Espero que sí, pero no depende de mí. Son decisiones que deben tomar Rick y su representante.

JANDRO: ¿Qué recordáis de las dos veces que tocasteis en Valencia en 1988 y 1997? ¿Habéis visitado alguna vez la ciudad como turistas?

JOHN: ¡Los conciertos de Supertramp en Valencia fueron muy calurosos y emocionantes! Aparte de esas dos ocasiones, no he visitado nunca la ciudad.

BOB: Me encantan todas las ciudades españolas en las que he estado. Todavía no he hecho turismo en Valencia, pero lo tengo en mi agenda.




John y Bob, a bordo del "jet" privado de Supertramp durante la última gira del grupo en 2010.